Voluntarios Maranatha posan para una fotografía de grupo frente al nuevo edificio de iglesia que ayudaron  a construir en Santo Domingo, República Dominicana, en diciembre de 2022. [Imagen: Maranatha Volunteers International]

6 de enero de 2022 | Roseville, California, Estados Unidos | Maranatha Volunteers International

Durante la temporada de Navidad, 36 personas se ofrecieron de voluntarias para participar en la República Dominicana en uno de los Proyectos Familiares anuales de Maranatha’s Volunteers International. Estos voluntarios fueron los primeros en prestar servicios en este país en el esfuerzo más reciente de Maranatha en este lugar. Familias de todo tipo se reunieron cerca de la ciudad capital de Santo Domingo para experimentar una clase de Navidad diferente a la que normalmente habrían disfrutado en casa.

El principal objetivo del grupo fue construir las paredes de la Iglesia Adventista Caleta 5, en donde ayudaron voluntarios de todas las edades, incluyendo niños. Los niños participaron también en un campamento diurno especial con el fin de experimentar la cultura local.

Cada día, docenas de niños de la comunidad local tomaron parte en el programa misionero de voluntarios Maranatha en el nuevo edificio de iglesia. [Imagen: Maranatha Volunteers International]

Además de la construcción del edificio, los voluntarios también llevaron a cabo esfuerzos misioneros en la comunidad, tales como programas para niños. Entre sesenta y 110 niños estuvieron asistiendo cada día y, al terminar la semana, participaron en una ceremonia de graduación en la que disfrutaron de pastel o bizcocho y otros refrigerios. Los voluntarios Maranatha también recolectaron fondos monetarios para adquirir cestas de regalo para los vecinos cercanos a la iglesia, entregando para ello 60 canastas en los hogares de los alrededores.

Al concluir el proyecto, los voluntarios adoraron juntamente con la congregación local en el nuevo edificio. “Nos sentimos muy felices porque hoy estamos celebrando nuestro primer edificio de iglesia construido por voluntarios en la República Dominicana en este particular periodo de tiempo”, dijo el director de Maranatha en República Dominicana, Gilberto Araujo. “Deseamos agradecer a todos los que fueron los suficientemente audaces para estar aquí en esta primera iglesia; y oramos a Dios porque podamos construir en el futuro muchos más templos como este”.

 

La iglesia abrió sus puertas para los servicios de adoración del sábado, en donde los miembros de la iglesia llenaron el templo y otros se sentaron afuera para participar de los servicios desde los ventanales. [Imagen: Maranatha Volunteers International]

Maranatha cuenta con una larga historia de trabajo voluntario en República Dominicana. En  1980, después de la destrucción provocada por el huracán David, Maranatha construyó 160 casas en ese lugar. En 1992, la República Dominicana fue un lugar clave en un momento crucial de crecimiento de Maranatha, cuando la organización coordinó la construcción de 25 templos en 70 días.

Con el nombre “Santo Domingo ’92”, por primera vez Maranatha concentró sus esfuerzos  realizando múltiples esfuerzos voluntarios en un solo lugar. Otros esfuerzos se llevaron a cabo en  2003 y 2013; y en 2022, Maranatha regresó una vez más a este país.

Traducción – Gloria A. Castrejón

 

Top news

Cientos de adventistas marchan por la libertad religiosa en Ciudad de Guatemala
Universidad Adventista de Puerto Rico lanza primer congreso virtual sobre autismo
En El Salvador, la iglesia inaugura campamento para fortalecer ministerios y capacitación de laicos